Diálogos con Walter Reiter: “amar y hacer música de cámara” (Parte I)

Por: Ivette Céspedes

Interpretación históricamente informada, una concepción musical que se hace presente cada vez más en el ámbito de la música de concierto en Cuba. El director inglés Walter Reiter ha sido uno de los principales artífices para que estos conceptos enriquezcan la práctica y la visión interpretativa de los jóvenes músicos que integran la Orquesta Sinfónica del ISA adjunta al Lyceum Mozartiano de La Habana.

El primer concierto que dirigirá tendrá lugar el próximo 11 de febrero en el Teatro Martí. En él se dará una sinergia muy especial entre los músicos de Ars Longa, los jóvenes del conjunto barroco de la Orquesta Sinfónica del ISA adjunta al Lyceum y bailarines del New York Baroque Ballet. Francia, su música y estilo servirán como referentes principales para conectar a estos artistas.

La corte del Rey Sol, el ballet, las comedias de Molière, la actitud sofisticada y el control de los gestos son detalles del imaginario barroco francés que se evidenciarán en la puesta en escena. Además de los compositores franceses Jean B. Lully, André Campra y Jean-Philippe Rameau se escuchará la influencia del arte sonoro francés en creadores de otras partes de Europa como es el caso del inglés Henry Purcell y los alemanes George Frederick Handel y Georg Philipp Telemann. Esta convergencias de compositores e intérpretes de las más disímiles latitudes solo puede ser posible por la excelente curaduría con la que ha sido gestionado dicho concierto.

Dialogar con Walter es deslumbrarse con la diversidad del universo barroco. En este encuentro comparó la naturalidad del estilo italiano y el artificio del estilo francés, maneras que se desenvuelven en el mismo siglo XVII. A través de la práctica y de la teoría el maestro logra desmontar todo una visión estereotipada del Barroco como estilo uniforme.

Reiter nos recuerda que “en la vida de un músico, es imprescindible amar y hacer música de cámara”. El proceso de montaje grupal desarrolla en los músicos la capacidad de escuchar a los otros, de aprender el arte de la comunicación desde la música. El interés es observar el trabajo camerístico como un micro-universo que bien aprehendido ayuda a comprender mejor la visión orquestal. De esa forma, cada intérprete puede desempeñar mejor su rol y permitir que el “otro” comparta su discurso.

De lunes a viernes, en la sesión de la mañana, el Mtro. Walter impartirá sus habituales talleres de música de cámara. Dichos encuentros se caracterizan por un diálogo fluido y muy espontáneo del cuál los estudiantes disfrutan y logran incorporar con destreza y prontitud todas sus sugerencias. Esta, su decimocuarta visita al Lyceum Mozartiano de La Habana confirma el positivo intercambio docente y artístico que ha logrado con los músicos cubanos.

Es importante reconocer que gracias al trabajo y a la colaboración de la Fundación Mozarteum de Salzburgo hoy podemos llevar a cabo estos talleres con el destacado director Walter Reiter, en ellos se analiza y se recrea desde otra visión la obra de los compositores de los siglos XVII y XVIII, permitiendo la continua superación de los músicos de concierto en Cuba.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s